A la hora de realizar una campaña con influencers, debemos asegurarnos en elegir la opción correcta ya que es una herramienta, que, sin importar el tamaño de la empresa, es ideal para aumentar el alcance. Cinco consejos para sacar el máximo de provecho.

Elegir al influencer correcto

Ser influencer se está convirtiendo en una profesión popular a la par que competitiva, por lo que hay que elegir bien al influencer que se ajuste a nuestras necesidades. No solo debemos analizar al propio influencer, hay que tener en cuenta los datos demográficos de su perfil para saber si su público está conectado con nuestro objetivo.

Comenzar poco a poco

La primera vez que se trabaja con influencers, no sabes que tipo de resultados obtendrás, antes de empezar por el pez gordo hay que probar con perfiles más pequeños. Realizar seguimiento y análisis de la campaña, experimentar con los influencers de menor tamaño para saber cuales funcionan mejor hasta saber que gran celebrity nos podría encajar en la campaña.

Contenido digno de viralizar

Las publicaciones tienen una oportunidad única al compartirse de volverse viral y hay que intentar jugar con esa oportunidad. Trabajar mano a mano con el influencer para que el post sea único.

Evitar sentimientos negativos

Es importante, que cuando contrates a un influencer marcar en la publicación que es un anuncio. Aunque, hay veces que los seguidores no reaccionan bien a las publicaciones pagadas, para evitar comentarios negativos hay que intentar que la publicación coincida con el formato que hace habitualmente el influencer, para ello le tenemos que dar control creativo.

Seguimiento del trabajo del influencer

Si obtienes un gran beneficio en el trabajo con influencers, no frenes el impulso. Intentar que los seguidores que reciben el impacto se conviertan en nuevos clientes.

Fuente: Merca20