La plataforma Instagram lleva unos meses realizando varios cambios como la eliminación de la pestaña “Siguiendo” (dónde podías cotillear las interacciones de las personas que sigues) o la más llamativa: la eliminación de los likes en las publicaciones.

Este último cambio ya se ha llevado a cabo en países como Australia, Brasil, Canadá, Italia, Irlanda, Japón y Nueva Zelanda, y está empezando en España.

¿Por qué se ha realizado esta actualización?

El objetivo de la eliminación de los likes es reducir la presión sobre los usuarios (estamos tan acostumbrados a los “me gusta” que nos hemos convertido en adictos) y cambiar el modelo de negocio construido por los influencers.

¿Qué pasará cuándo se oculten?

Al final, si una marca quiere contratar a un influencer es tan sencillo como solicitarle un pantallazo de las últimas impresiones de sus posts, el problema es que el efecto llamada del like podría desaparecer. Cuando un usuario ve que una publicación tiene muchos likes, es más propenso a dar también al corazón, pero si el número no es público, quizá no le dé al botón…

La desaparición de los likes provocará que las marcas busquen formas más fiables a fin de medir en engagement y que los creadores realicen contenidos de mayor calidad. También provocará que las stories tomen más importancia en campañas publicitarias, diariamente hay más de 500 millones de usuarios interactuando con ellas.

 

¿Somos adictos a los “me gusta”?

 

Fuente: El comercio/ El confidencial / Marketing Directo